Red Temple Spirit – Dancing to Restore an Eclipsed Moon

DOWNLOAD

El olvido es una cosa extraña. Para algunos, el olvido es un refugio desde el día a día, la despreocupación del mundo. Para otros, es un lugar donde esconderse de las miradas indiscretas y las preguntas inquisitivas de intrusiones no deseadas. Para otros, el olvido es un lugar de destierro. Pero todas estas circunstancias de olvido son como consecuencia directa de una acción. El olvido verdadero reside en el hecho de un acto involuntario.

En el olvido es donde vive Red Temple Spirit. Como la mayoría de la gente, nunca había oído hablar de ellos, hasta que un compilado de música misteriosa y oscura los llevo a mi oído. Cuando me hice del álbum completo, fue que aprecié las verdaderas consecuencias de la palabra “olvido” , comenzó a afectarme.  Baje una copia!? Debe ser una broma sangrienta. Fue lanzado como un doble vinilo y CD de una manera única en 1988 y nunca ha visto una re-impresión en algún lugar. Si una copia aparece en mi campo de visión sería casi un milagro. Sin duda, llamó mi atención.

Al principio, suena como un álbum de post punk. El sonido de la guitarra y la batería son familiarmente profundos,  resonante al estilo de bandas como The Charmeleons, The Sound y en menor medida, a The Cure. Pero es mucho más que eso. Luego de unas repasadas, los límites explotan  más allá de lo que las aves han escondido. Hacen un amplio uso de instrumentos como campanas de yak tibetanos, flautas y percusiones varias, sumado a una variedad de sonidos naturales, pájaros, vientos, lluvias y chorros de agua. Cuanto más lo escucho, más me doy cuenta que esto es post-punk, pero no uno convencional. Cuenta con elementos de psicodelia sesentera, los prototipos de lo que años más tarde sería llamado post-rock, así como influencias folk, inclusive me arriesgaría a decir que contiene una pizca de la libertad del jazz. Podría haber movido la música de los ochenta en una dirección completamente diferente (dentro de su escena, obvio), pero al único lugar que se movió fue a ese llamado olvido.

Si bien, Red Temple Spirit son de L.A, lograron tomar los mejor del post-punk Ingles dandonle otra perspectiva. “Dancing to Rostore an Eclipse Moon”, su debut, es tan sorprendente que probablemente sea el mejor debut de su década, y si así no lo fuese, esta cerca. Debutar con un doble vinilo requiere coraje, así como algo de éxito. Sin embargo, el éxito no es para todos. Esto lo hace realmente algo muy especial. Once canciones contiene el disco, comienza y termina con temas doble titulados. Hay una mezcla de temas cortos, fáciles de recordar, junto con otros más reflexivos. Las letras son fuertes en la espiritualidad, con frecuentes referencias a Dios y Jesús, aunque nunca da la impresión que el álbum se incline por un proselitismo, o incluso que los miembros de la banda fuesen creyentes. Esta última opinión se ve reforzada por el hecho de que la segunda parte de la primera pista se refiere a los espíritus del sol, mientras que las referencias a la levitación y experiencias fuera del cuerpo aparecen en otros lugares. Espiritual, sí, directamente religiosa, poco probable.

Pero es la música lo que cautiva al oyente. Siempre estoy un poco cauteloso de las bandas que adoptan una especie de postura “en sintonía con la naturaleza” y traen sonidos de la misma en sus grabaciones. Me da miedo pensar que voy a ser sometido por grupo de hobbits zumbado camino al desfiladero mientras golpean troncos huecos de arboles y hacen comunión con las flores. En otras palabras, la amenaza que ese disco va a terminar siendo un avión psicodelico no tripulado, inducido por fármacos o un rock progresivo con cañón de ánima me pone en guardia. Pero este no es el caso. La mayoría de los álbumes que tratan de combinar la espiritualidad y los sonidos naturalistas fallan miserablemente. Éste lo logra sin una pizca de pretensión.

Si tuviera que elegir una canción favorita, que serían “Moonlight” o “Dreamings Ending”, pero que no debe considerarse en modo alguno como una crítica de cualquier otro tema aquí, menos al notable cover de Pink Floy “Nile Song”. Por otra parte, si yo tuviera una crítica, sería el estilo vocal excesivamente nasal del cantante William Faircloth, pero incluso eso no va en detrimento de la calidad general del álbum y parece ajustarse mediante la adición de un tono un tanto demandante a la mezcla. “Dancing to Restore an Eclipsed Moon” es una verdadera rareza en cualquier sentido. Voy a estar buscando, para obtener una copia  dondequiera que se encuentre, pero si hay alguna justicia en este mundo, escuchalos. Red Temple Spirit no merecen languidecer en el olvido.

Moonlight

Anuncios

~ por fvguerino en diciembre 26, 2010.

Una respuesta to “Red Temple Spirit – Dancing to Restore an Eclipsed Moon”

  1. muy buen disco, lo que si me gustaria saber es que efecto de guitarra usarian en el tema bear cave, sabes algo de eso?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: